Nota 1

Son doce días de reuniones, conferencias, exposiciones, charlas, y todas las actividades que se puedan pensar para llamar la atención sobre lo que conocemos como cambio climático. Es decir, las variaciones que se están presentando en la temperatura del planeta y que están causando serias perturbaciones en la vida de todos nosotros.

Y así, desde el 1 de diciembre, expertos de 195 países se están reuniendo en Lima para asistir a la Conferencia de las Partes de las Naciones Unidas para Cambio Climático, o mejor dicho, COP20, que se realiza en el Cuartel General del Ejército del Perú, conocido como Pentagonito.

¿Y de qué se habla en estas reuniones? El objetivo es plantear un borrador de los acuerdos de las naciones para frenar el avance del cambio climático, para lo cual se deberá llegar a un compromiso para reducir las emisiones de dióxido de carbono y gases de efecto invernadero a nivel mundial, pues el exceso de estos en la atmósfera está causando lo que conocemos como calentamiento global. Además, se conversa sobre tecnologías limpias, ciudades sostenibles, entre otros temas relacionados al calentamiento del planeta.

Aquí en Lima solo se elaborará el borrador, pues la firma del acuerdo final se dará en París, Francia, el próximo año, cuando se realice la COP 21.

Parece complicado entender lo que está pasando en estos momentos en Perú y para muchos resultará poco atractivo preocuparse por las conversaciones técnicas y políticas que se realizan en estos momentos en la sede de la COP 20. Sin embargo, preocuparse por el cambio climático no es solo una cuestión de presidentes, ministros, científicos o especialistas, pues sus efectos ya los estamos sintiendo todos.

Las inundaciones cada vez más frecuentes, las sequías severas, los problemas de escasez de agua, la disminución en la producción de las cosechas son parte de las transformaciones que se están dando en el planeta por las variaciones del clima.

Nota 1 - foto 2Estas situaciones nos tocan directa o indirectamente. Alguno de nosotros ya ha tenido que enfrentar una inundación. En el campo se pierden cosechas porque las lluvias no llegan a tiempo. Hay ciudades y países que ya tienen graves problemas de agua y otros con escasez de alimentos.

Entonces, las decisiones que se tomen en los próximos días nos conciernen a todos, pues de los acuerdos económicos, sociales y políticos que adopten los representantes de todos los países del mundo presentes en Lima, dependerá cómo será nuestra vida en los próximos años.

Anuncios